La yenka nacionalista

Nada pega mejor con el cóctel de emociones del nacionalismo que la yenka.

Izquierda, izquierda: “somos un colectivo débil, oprimido por un poderoso Estado opresor, que busca su liberarse de sus cadenas”. (populismo de izquierdas, variante anti-imperialista)

Derecha, derecha: “están contaminando los valores esenciales de nuestra limpia y exitosa comunidad, debemos unirnos frente a la degeneración externa”. (populismo de derechas)

Adelante: “el futuro nos pertenece, llegaremos a nuestra mágica Ítaca”. (ilusión)

Detrás: “un objetivo que es también nuestro pasado milenario”. (épica)

Un, dos, tres: “repita las palabras y cuando llegue a tres se encontrará en un estado de profunda relajación…” (repetición machacona y omnipresente para que la repuesta emocional bloquee la razón, por eso le es tan importante marcar el territorio)

Un potente cóctel emocional. Un chorrito de licor de izquierda, otro de derecha, se bate hacia delante y hacia atrás… y ya está. ¡A beber, que son dos días!

Que alegra, perturba y engancha. Ni más, ni menos.

Emociologías, un enfoque cognitivo de la vida política en democracia
http://pajobvios.blogspot.fr/2016/12/emociologias-el-libro.html


Un comentario sobre “La yenka nacionalista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s